Letras Liberteñas

CIRO RAUL QUEZADA MARTELL

Blasco Bazán Vera, blascobv@hotmail.com

El escritor Ciro Raúl Quezada Martell, nació en Sarín, Huamachuco, La Libertad, el 31 de diciembre de 1932. Hijo de Roberto Quezada Contreras y María Martell Layza. Los estudios de primaria y secundaria las realizó en su tierra natal y los superiores en la Universidad de Trujillo, donde se graduó como Profesor de Filosofía y Ciencias Sociales.

Bajo el seudónimo de “Ciroquemar”, ha publicado los importantes poemarios, “Voz íntima, “Iras y loas”, “Lágrimas de sangre”, “Semblanzas de mis pueblos” y en prosa: “Guía de Charlas Cívico patrióticas”.

Su poemario “Voz íntima, está estructurado en dos estadios bien definidos: “Signos de Amor”, con 48 poemas y “Confesiones Tristes”, con 49 poemas que suman 97 cuyo objetivo general es un canto a la mujer que se ama y las diversas circunstancias con que se sufre y se goza por ese amor.

“Iras y loas”, también está estructurado en 2 momentos: “Iras”, con 34 poemas, cuya característica es la obtención de una sociedad justa, exenta de inmoralidades; y “Loas”, con 25 poemas, que encumbran la distinguida labor de los hombres de su pueblo, sin dejar de lado el afecto hacia el trabajo generoso que desempeña el yuntero y el estoico campesino.

“Lágrimas de sangre”, encierra un total de 72 bellos poemas que conmueven por la profundidad del mensaje que contienen. Son poemas cargados de recuerdos que estremecen nuestro espíritu. Con sentida realidad, Ciro Quezada Martell, canta la muerte de su hermano y de otros seres queridos. El poema “Carta a un padre”, es una bella partitura lírica que retrata de cuerpo entero la calidad poética de Quezada Martell, calidad que se acrecienta con el otro poema “Lágrimas de sangre”, dedicado a su madre, que representa el altruista sentimiento del hijo amoroso y que da título al poemario en general donde Ciro Quezada escribe:

Viniste al mundo un 18 de octubre/ dándote por entero, a todos tus hijos,/ y después de 93 años vividos/ te fuiste para siempre/ un 30 de enero del 85.// Durante 20 días tú permaneciste/ abrazada en tu techo/ con la pesada muerte,/ y como ésta pudiera más/ dejó enmudecido a tu corazón herido.// De pronto dormida te quedaste/ cual un rocío, entre sangrantes rosas,/ y como dolientes clavelinas, quedamos/ tus ocho hijos, atormentados/ y vertiendo Lágrimas de Sangre// Vestida de azul te alzaste al infinito/ rompiendo las llorosas nubes/ para entrar al tembloroso cielo,/ desde tu lecho de quietud…Adiós madrecita mía…/ hasta siempre quedamos/ vertiendo…lágrimas de sangre”.

En “Semblanzas de mis pueblos”, formado en dos partes: “Kantos a Huamachuco”, con 34 poemas donde Ciro Quezada Martell, le canta a esa querida ciudad y sus grandezas que encierra donde prevalece el poema “El agua de los pajaritos” de tanta tradición en ese pueblo, pues quien la bebe dejará la soltería. Y, la segunda parte “Kantos a Sarín”, lugar de nacimiento del poeta, donde aparecen poemas cargados de remembranzas, alegres, algunas, tristes, otras, pero que no decaen en absoluto el objetivo propuesto.

Por último: ““Guía de Charlas Cívico patrióticas”, es un compendio de vitalísimos discursos que resaltan, mes tras mes, las principales fechas de nuestro Calendario Cívico, y que nuestro acucioso escritor Ciro Raúl Quezada Martell ha escrito a través de su excelente labor como docente en diversos colegios de Trujillo donde ha desplegado ejemplar obra educativa a través de los diversos cargos obtenidos en su vida profesional.

1 comentarios:

RaulMoshe dijo...

Ése es mi abuelo.... :)